Entretenimiento

Arma una buena PC gamer sin precios exorbitantes

por Guillermo Santamaría

Hoy en día las computadoras gamer son un lujo que muchos jóvenes de todas la edades quieren disfrutar. Por suerte, es posible armar una muy buena computadora sin tener que gastar fortunas.


¿Consola de videojuegos o pc gamer? Si le consultamos a los amantes de los videojuegos seguramente la mayoría se inclinen por la computadora. ¿La razón? La gran calidad de imagen, la experiencia de juego, los gráficos y la potencia que pueden llegar a tener. 

Si bien lo más ‘común’ es comprar una pc ya armada como viene de fábrica, para los amantes de los videojuegos armarse una propia, personalizada, pieza por pieza suele ser no solo una gran experiencia sino una forma de ahorrar bastante dinero. 

¿Cuál es la diferencia entre una pc gamer y una común? 

La principal diferencia es que las pc gamer están diseñadas para alto rendimiento. Tienen una memoria RAM de gran velocidad y un disco duro con mucho almacenamiento para poder procesar las imágenes de los videojuegos en la más alta calidad. El monitor suele ser más grande que el de las computadoras comunes y los mouse y teclados están especialmente diseñados para jugar. Todas estas características hacen que sean mucho más costosas que las computadoras comunes que se suelen utilizar para trabajos de oficina, tareas y actividades diarias.

¿Cómo armar una pc gamer sin gastar mucho?

Armar una buena computadora para videojuegos no es tan complicado como parece. Solamente hay que tener en cuenta todos los componentes que se necesitan e identificar cuáles son los más importantes para en ellos hacer una buena inversión desde un primer momento e identificar con cuáles se puede sacrificar un poco la calidad sin perder experiencia de juego.

Hay dos componentes que si o si deben de ser de excelente calidad y potencia: el procesador y la tarjeta madre. ¿La razón? Son las únicas piezas que una vez que se arma la computadora no se pueden cambiar.

El procesador y la tarjeta madre

Como ya dijimos anteriormente estos dos componentes tienen que ser de primera calidad si se trata de una computadora gamer. 

Si hablamos del procesador (CPU) hay que tener en cuenta principalmente el número de núcleos e hilos que posee y la cantidad de gHz (gigahercios) en la cual trabaja, pues de esto va a depender la velocidad.

Para elegir una opción buena pero sin que sea la más cara lo mejor es inclinarse por una computadora con un procesador Ryzen 5 o un Core i5.

Por el otro lado, al hablar de la tarjeta madre lo importante es tener en cuenta la cantidad de puertos que tiene. Lo mejor es que tenga varias ranuras para la memoria RAM y muchos puertos para los componentes periféricos.

Otros componentes en los que es importante invertir

Tarjeta gráfica

La capacidad de la tarjeta gráfica va a marcar la cantidad de información que la computadora puede enviar. Lo ideal para no sacrificar la calidad e intentar invertir lo menos posible es optar por una tarjeta de 2 GB de almacenamiento y 128 bits de velocidad.

Disco duro

La calidad de un disco duro va a depender de la capacidad de almacenamiento, velocidad de escritura / lectura y el tipo de estructura. Una opción accesible sin optar por lo mejor es elegir un disco duro de estado sólido con 256 GB de almacenamiento.

Memoria RAM

A la hora de elegir una memoria RAM hay que tener en cuenta la capacidad de almacenamiento y el número de canales por los que pasa la información. Hoy en día con una memoria de 8GB basta y sobra.

Ten en cuenta los juegos que más te gustan

Antes de armar una computadora gamer es importante sentarse a pensar qué tipo de juegos y actividades se tiene pensado utilizar la mayoría del tiempo. Esto va a a ayudar también a poder priorizar los accesorios y elementos externos que se necesiten. Quizás juegos en donde importe más los gráficos sea más importante tener una pantalla de mayor tamaño, mientras que en juegos en donde los sonidos definen la partida quizás sea mejor invertir en un buen par de audífonos.

Cómo ya lo dijimos anteriormente, lo único que no se puede cambiar una vez armada la computadora es la tarjeta madre y el procesador, así que no hay que tener temor en experimentar y probar. Quizás el teclado y el mouse que hoy sean ideales el día de mañana sea necesario cambiarlos porque el estilo de juego evolucionó. Lo importante es disfrutar y entre todas las opciones disponibles elegir lo que mejor se ajuste al presupuesto y a los gustos personales. 

Cuéntanos si este contenido ha mejorado tu vida

Nota: Las opiniones expresadas aquí son del autor y no necesariamente representan las opiniones de Coppel, su personal o sus colaboradores. El contenido de este sitio web tiene como propósito solamente de proveer información sobre temas de interés general.

LO MÁS LEÍDO
  • Así puedes salir del Buró de Crédito de una forma segura
    VER ARTÍCULO
  • Buró de créditos gratis: cómo consultarlo
    VER ARTÍCULO
  • Por ti, por los tuyos, ¡no bajes la guardia!
    VER ARTÍCULO