Editorial

Autoestima: ni alta ni baja, mejor que sea sana

por Editorial Coppel

Cumplir las expectativas de otros buscando su aceptación no es el paso correcto, empecemos a aceptarnos nosotros mismos.


Cuando una persona es muy segura solemos escuchar: “tiene autoestima muy alta”, o por el contrario, de alguien inseguro se dice que “su autoestima es baja”. 

José Sánper, médico y psicoterapeuta, invita a pensar mejor en la autoestima frágil y la autoestima sólida, y dejar atrás la idea de autoestima de “valorarnos positivamente”.

“Sería un error hablar de autoestima pensando solamente en la valoración positiva de uno mismo, es un error en el que mucho tiempo se ha caído, por ejemplo, decir: soy el número uno, es que me quiero mucho, es que tengo muy alta mi autoestima”, señala. 

“La autoestima sana se resume en la aceptación incondicional de uno mismo”. 

José Sánper

Autoestima frágil 

Sánper explica que la autoestima frágil es la que está basada en el exterior, tiene que ver con adoptar y cumplir con las expectativas sociales, familiares, de pareja y de la generación con la que se está viviendo y creciendo.

“El problema es que cuando en un momento la expectativa cambia o cuando los demás no la aprueban, no la valoran o no la aceptan, entonces la persona se fragmenta, se afecta, porque su autoestima está basada en algo frágil, que es los demás”, advierte.

El especialista en desarrollo humano señala que es muy difícil y desgastante cumplir las expectativas de todos porque siempre quedamos mal con alguien. 

“Hay personas que a pesar de haber cubierto todas las expectativas siguen insatisfechas porque están centradas en lo de afuera y no en sí mismas”, explica. 

“El gran problema es que cuando nos dedicamos a cumplir expectativas de los demás atropellamos necesidades y deseos personales y, entonces, vivimos como personas fragmentadas o incompletas”.

José Sánper

Podemos tener todas las medallas o estrellas, agrega, pero nos fallamos a nosotros mismos.

Autoestima sólida

Una autoestima sólida, explica Sánper, está centrada en uno mismo, en las necesidades o deseos personales que escuchan y toman en cuenta las expectativas externas pero deciden por sí mismas. 

El psicoterapeuta dice que la gran mayoría de los problemas de salud psicológica tienen que ver con el rechazo de nosotros mismos o de la realidad que vivimos porque eso genera frustración y la frustración conduce al enojo, tristeza y puede ocasionar ansiedad o depresión. 

“La aceptación de uno mismo implica reconocer con humildad las fortalezas, talentos, capacidades, todo lo bueno que hay en nosotros, pero también las debilidades, las fragilidades, las carencias que tenemos como persona”

José Sánper

“Aceptando quién soy, con lo bueno y lo malo, hacer lo mejor posible con mis fortalezas y atender, cuidar y trabajar mis debilidades. Una persona psicológicamente sana es una persona que se acepta como es y que, siendo quien es, hace lo mejor que puede”.

Sánper, quien trabaja el tema de autoestima dentro de su consulta, agrega que el valor de las personas no se determina ni se define por la apariencia, posesiones o posibilidades sino por lo que es en esencia. Así como somos ya somos dignos y merecedores del cariño y aprecio de los demás, explica. 

“Entonces, tanto para nosotros y como para nuestros hijos y para los demás, hay que renunciar a que las personas sean como esperamos que sean y más bien aceptarlas como son”.

Inculcar autoestima sana

Para ayudar a nuestros hijos a construir una autoestima sana, primero hay que observar en qué son buenos, qué les gusta, en qué se desempeñan bien y entonces valorarlos positivamente y reconocerlos en eso porque generalmente van a tener un mejor desempeño. 

“No forzarle a los niños a que sean como nosotros queremos que sean o como creemos que deben de ser, porque a lo mejor ese niño es un artista en potencia o un matemático en potencia”, señala Sánper. 

“Cada niño tiene un talento en su genética y lo que tenemos que hacer no es dirigirlos o guiarlos hacia un lugar, sino acompañarlos en su propio caminar para que descubran aquello que quieren hacer en este mundo”.

Cuéntanos si este contenido ha mejorado tu vida

Nota: Las opiniones expresadas aquí son del autor y no necesariamente representan las opiniones de Coppel, su personal o sus colaboradores. El contenido de este sitio web tiene como propósito solamente de proveer información sobre temas de interés general.

LO MÁS LEÍDO
  • 1- Buró de créditos gratis: cómo consultarlo
    VER ARTÍCULO
  • 2- Así puedes salir del Buró de Crédito de una forma segura
    VER ARTÍCULO
  • 3- Coppel te pone en Buró de Crédito: Mitos y realidades
    VER ARTÍCULO