Todo lo que debes saber sobre las pantallas LED

Sharing is caring!

Uno de los dispositivos electrónicos que más pueden llamar nuestra atención a la hora de una compra es la televisión. Se trata del producto en el que disfrutamos largos ratos de entretenimiento y diversión, así que lo mejor es que cuente con la mejor tecnología en cuanto a la imagen, el tamaño, las funciones y, por supuesto, el tipo de pantalla. Para este último punto, en esta publicación te hablaremos en específico de las características de las pantallas LED tan populares hoy en día.

Innovar y facilitar la vida de las personas son parte de las principales funciones de la tecnología. En el caso de las pantallas, se inclina más por el lado de la sorpresa al ojo humano. Lejos han quedado los televisores con cajas grandes y pesadas que ocupaban mucho espacio. Cada día, la industria va evolucionando y dando vida a paneles cada vez más finos que llegan a compararse incluso con el grosor de un smartphone.

En la búsqueda de opciones es común encontrarse con términos como LCD, LED, Plasma, OLED, pero ¿qué se esconde detrás de estas siglas?

Pantallas LED

Las siglas LED corresponden al término en inglés Light Emitting Diode (diodo emisor de luz) y, con pocas palabras, se trata de conseguir luz a partir de componentes electrónicos en vez de los métodos tradicionales como la fluorescencia o la incandescencia halógena.

Para entender un poco esta explicación, debemos tener claro que las pantallas anteriores, llamadas LCD, contaban con una lámpara fluorescente que emitía una luz que atravesaba distintos filtros hasta llegar al cristal en el que vemos reflejadas las imágenes de la serie, película o partido de nuestra preferencia.

En el caso del LED, que hasta el día de hoy se consideran como el rey dentro de los tipos de pantallas que hay para televisores, el proceso es prácticamente el mismo, con la diferencia de que la fuente de luz es una lámpara LED. Se trata de pequeños puntos luminosos que se encienden y apagan de forma independiente, y no por líneas como los otros tipos de teles. Esto da como resultado un mayor rango de colores, mejor nitidez y un considerable ahorro de energía 

Entendiendo esto, podemos deducir que el concepto real es: una pantalla LCD con retroiluminación LED.

Te recomendamos leer: Pantallas LED, OLED Y QLED. Te ayudamos a elegir la mejor

Ventajas de la tecnología LED

Menor consumo

Entre las razones por las que las pantallas LED se han convertido en un recurso muy utilizado está el menor consumo de este tipo de diodos para lograr una misma intensidad de luz. La potencia que se requiere para generarla es inferior a la de las lámparas incandescentes o fluorescentes de las pantallas LCD,  por lo que a pesar de que su costo tiende a ser más elevado, se traduce en una buena inversión.

De esta forma se convierten en equipos más eficientes energéticamente y con una mayor vida útil también. La duración de las lámparas LED se puede extender hasta decenas de miles de horas, todo depende de que se mantenga a una buena temperatura y en condiciones ambientales no extremas.

Calidad de imagen

En la calidad de imagen también hay diferencias. La que más se aprecia a simple vista es el aumento del contraste dinámico en los televisores LED frente a los LCD clásicos. La representación de color de igual forma mejora con la tecnología LED.

Diseño

La característica más notable en cuanto al diseño de los dispositivos LED es que se pueden trabajar con grosores más delgados. Las lámparas LED son extremadamente compactas y apenas ocupan espacio; además, al usar voltajes bajos son más sencillos los aspectos de la regulación del voltaje o la potencia de los circuitos. El resultado son modelos extremadamente delgados y con menor peso.

El mejor ejemplo de este punto se puede apreciar en los dispositivos de tipo Edge-LED, que se refiere a las pantallas que utilizan lámparas en los bordes y la luz se distribuye por todo el panel por medio de difusores. De esta forma, el grosor que se consigue es increíblemente reducido. 

Fabricantes como Sony y Samsung han desarrollado sus propias formas avanzadas de iluminación de borde. La tecnología de Sony se conoce como Slim Backlight Master Drive mientras que Samsung tiene Infinite Array, empleado en su línea de televisores QLED.

Sin mercurio

El último beneficio, y el más llamativo para el medioambiente, es que con el uso de diodos LED en vez de fluorescentes, el panel de los televisores ya no contiene mercurio, por lo que supone un gran alivio para el planeta.

Te recomendamos leer: Pantallas 4K: ¿por qué deberías comprar una en el Hot Sale?

Uso de las pantallas LED

Debido a los grandes beneficios que ofrece la iluminación LED, esta tecnología se está adoptando en diferentes sectores. Uno de ellos es la computación, en donde se ha comenzado a incorporar en monitores de alta calidad. 

Pero quizá el campo que más le está sacando provecho es el de la publicidad. El bajo gasto de energía, la gran nitidez y la enorme flexibilidad son perfectos para utilizar en letreros, anuncios y pantallas de todos los tamaños y diseños: desde una pequeña para lugares cerrados hasta de grandes dimensiones que sirven para publicidad en exterior o pantallas en estadios.

Pantallas LED en Coppel

Ahora que ya conoces algunos conceptos e ideas sobre esta tecnología aplicada a los televisores, ya no te sentirás tan perdido a la hora de comprar el nuevo dispositivo para tu hogar. Las pantallas LED seguro que son parte de tus mejores opciones y por supuesto en Coppel podrás adquirir los mejores modelos, a un buen precio y, sobre todo, con la posibilidad de pagarlos con tu crédito Coppel, con el que seguirás mejorando tu vida.

Etiquetas: , ,

Édgar Hernández

Édgar Hernández es un aficionado a las letras. Estudió lengua y literatura hispánicas y se ha dedicado a la corrección de estilo, redacción y edición de contenido para prensa escrita, plataformas digitales y campañas de marketing.

Le gustan los libros, el teatro, el cine y la música. Su trabajo abarca temas de negocios, arte, cultura, tecnología, salud, deportes, educación y sociedad.

Nota: Las opiniones expresadas aquí son del autor y no necesariamente representan las opiniones de Coppel, su personal o colaboradores. El contenido de este sitio web tiene como propósito solamente de proveer información sobre temas de interés general.