¿Dónde está el virus -y dónde no-?

Sharing is caring!

En estos días quedarse en casa es la regla. La indicación es no salir “más que a lo esencial”. Pero esas salidas necesarias al trabajo, al supermercado, a la farmacia o a una vuelta de emergencia nos llenan de dudas.

De repente, todos tememos llevar a casa el nuevo Coronavirus: en la ropa, en el pelo, en los zapatos o hasta en la barba. Y ahora que se piden tantas cosas a domicilio, ¿las cajas no podrán transportar también el virus?
El periódico estadounidense The New York Times se dio a la tarea de responder las dudas más comunes de la población.

El artículo de Tara Parker-Pope resume las principales cuestiones que a todos nos preocupan. La editora de Well, el sitio de salud para el consumidor del diario, consultó a expertos en enfermedades infecciosas, científicos de aerosoles y microbiólogos, quienes dan explicaciones breves (y tranquilizadoras) sobre cada tema.

¿Hay que bañarme y cambiarme de ropa cada vez que llego a casa?
No. Si practicas el distanciamiento social y sales de casa sólo a lo esencial: el mandado o la farmacia, sin ver ni saludar a nadie, los expertos dicen que no hay que cambiarse de ropa ni bañarse al regresar, con lavarse bien las manos es suficiente.

Estudios demuestran que algunas partículas virales pueden flotar en el aire por alrededor de media hora, pero es poco probable que entren en contacto con tu ropa, pues tu cuerpo, con su movimiento normal, empuja el aire y aleja las partículas virales como resultado de las leyes básicas de la física
Linsey Marr, científica especialista en aerosoles del Instituto Politécnico y Universidad Estatal de Virginia, explicó este fenómeno de aerodinámica.

“Las gotitas siguen las corrientes de aire alrededor de una persona, porque nos movemos relativamente despacio. Son como los pequeños insectos y las partículas de polvo que flotan en las corrientes de aire alrededor de un auto que va a baja velocidad, pero que potencialmente pueden chocar con el parabrisas si el auto va lo suficientemente rápido”, señaló Marr.

¿Si alguien tose o estornuda cerca de mí y no se tapa la boca, corro riesgo?
En ese caso, probablemente lo mejor sí sea ir a casa, cambiarte y bañarte, según la explicación de Marr.

“Mientras nos movemos, apartamos el aire de nuestro camino y, con él, la mayoría de las gotitas y partículas también se apartan de nuestro camino. Alguien tendría que esparcir grandes gotas a través del habla —como las personas que escupen al hablar—, la tos o el estornudo para que lograran alojarse en nuestra ropa. Las gotitas tienen que ser bastante grandes para no seguir las corrientes de aire”, indicó la científica.

Y los zapatos, ¿es necesario quitármelos al llegar?
Aunque los zapatos pueden guardar virus o bacterias, esto no los hace fuente de infecciones.

Si tus zapatos se pueden lavar, puedes echarlos a la lavadora o lavarlos a mano, pero si no, no debes preocuparte por limpiarlos o desinfectarlos, pues eso puede hacer que te lleves otras bacterias a la cara.
Pueden poner la regla en casa de que todos al entrar dejen sus zapatos en la puerta y adentro usen otros. Si hay un niño bebé que gatea o pasa tiempo en el piso, así como alguien con el sistema inmune comprometido, un hogar sin zapatos puede ser una buena solución para mantenerlos a salvo.

Los expertos recomiendan no pensar mucho en todo lo que pueden alojar los zapatos.

“Si queremos hablar de bacterias, sabemos que aman vivir en los zapatos”, indicó Andrew Janowski, profesor de Enfermedades Infecciosas Pediátricas en el Hospital Infantil St. Louis de la Escuela de Medicina de la Universidad de Washington.
“Nunca sabrás con certeza qué cosas has pisado”, agregó.


¿Puede pegarse el virus al cabello o la barba?
Si practicas el distanciamiento social, no. Aunque alguien estornudara cerca de tu cabeza, es muy improbable que las gotas que caigan sobre tu cabello sean fuente de infección.

“Alguien debe estornudar, y ese estornudo debe tener una cierta cantidad de virus. Luego, debe caer sobre ti la cantidad suficiente”, explicó Janowski.
Después de eso, añadió el profesor de enfermedades infecciosas pediátricas, tendrías que tocar exactamente la parte donde cayeron esas microgotitas, que ya tendrían muy pocas partículas virales, y además, tocarte la cara sin haberte lavado las manos.

“Cuando repasas la cadena de eventos que deben ocurrir, hay muchas cosas que tienen que suceder de manera precisa. Por eso el riesgo es muy bajo”, indicó Janowski.

¿Es peligroso lavar ropa que pudiera estar contaminada?
Si estás lavando ropa tuya o de tu familia y nadie tiene un diagnóstico positivo, no.
El nuevo Coronavirus, al igual que el virus de la influenza, está rodeado de una membrana grasosa que desaparece con el jabón.

Lavar tu ropa con agua y un detergente normal y luego secarla al sol o en secadora es suficiente para eliminar el virus, en caso de que alguna prenda haya recibido gotas contaminadas.

Si la ropa es de una persona enferma, ¿cómo debe lavarse?
Según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC), lo recomendable es usar guantes al limpiar las cosas de alguien enfermo. Ni las prendas de vestir ni su ropa de cama deben sacudirse, para evitar esparcir partículas contaminadas en el aire.
Dejar la ropa reposar un rato reduce el riesgo, pues el virus se seca y se desintegra.

¿Cuánto tiempo dura el virus en tela y otras superficies?
Se sabe que el virus puede sobrevivir, en condiciones ideales, hasta tres días en superficies de metal y plástico y hasta 24 horas sobre el cartón. Esta información apareció en un estudio publicado en marzo en The New England Journal of Medicine.
Y aunque este estudio no consideró la tela, la mayoría de los expertos creen que las fibras de tela pudieran comportarse de forma similar a las del cartón
En 2005, una investigación del virus que causa el síndrome respiratorio agudo grave (SARS, en inglés), que es otro tipo de Coronavirus, determinó que dependiendo de la concentración, el virus tardó 5 minutos, 3 horas y, como máximo, 24 horas en volverse inactivo.

¿Puede venir el virus en sobres que llegan por correo, paquetes de entrega a domicilio o en el periódico?
Es muy bajo el riesgo de contagiarse en alguno de estos casos. No hay ningún registro de alguien que se haya enfermado por abrir un paquete de entrega a domicilio o por tocar un periódico. De todas maneras, más vale prevenir. Siempre que te llegue algo, saca lo que necesites y tira las cajas o sobres, después, lávate las manos. Otra opción es dejar que pasen 24 horas antes de manipular correo o paquetes que lleguen a tu casa.

¿Se puede salir a pasear al perro o a ejercitarse de forma segura?
Sí. Es extremadamente baja la posibilidad de contagiarse por el simple contacto con el exterior, siempre y cuando se mantenga la sana distancia con los demás.

“Estar al aire libre es seguro, y ciertamente no hay nubes de gotículas respiratorias cargadas de virus merodeando por ahí”, indicó Lidia Morawska, profesora y directora del Laboratorio Internacional de Calidad del Aire y Salud de la Universidad de Tecnología de Queensland, en Australia.
“La estabilidad del virus al aire libre es muchísimo menor que en espacios cerrados. Así que estar afuera no es realmente un problema, a menos que estemos en un lugar muy concurrido”, indicó.

Así que tranquilo. No hay riesgo en salir a trotar o llevar a tu perro a pasear, ni tienes que llegar directo a quitarte la ropa si lo haces.

Etiquetas: , , ,

Editorial Coppel

Nuestro propósito es crear artículos interesantes y amenos que pueden ayudarte a que conozcas más sobre la familia, la educación, la salud, y el medio ambiente; cuestiones de historia, hogar, trabajo, ciudadanía y otros temas importantes para tu vida y la de tus familiares y amigos.
Leer mejora tu vida.
Nota: Las opiniones expresadas aquí son del autor y no necesariamente representan las opiniones de Coppel, su personal o colaboradores. El contenido de este sitio web tiene como propósito solamente de proveer información sobre temas de interés general.