Fuera de casa, ¡protégete!

Sharing is caring!

Por Priscilla Moreno

Las principales recomendaciones para detener la propagación del Coronavirus (COVID-19) las escuchamos a diario: lavarse las manos constantemente y quedarse en casa.

Embarazadas, mayores de 60 años y personas con enfermedades preexistentes como diabetes o hipertensión no tienen opción, deben resguardarse.

Sin embargo, a muchos les es imposible estar en casa, pues deben salir a trabajar. 

Es muy importante seguir las medidas de prevención desde que sales, durante tu trayecto y al regresar. 

Estas son recomendaciones que la Organización Mundial de la Salud (OMS) ofrece para protegerte y cuidar la salud familiar. 

Consejos generales:

  • Guarda al menos un metro de distancia con los demás.
  • Si toses o estornudas, hazlo en la parte interna de tu codo o usa un pañuelo desechable y tíralo.
  • Lávate las manos constantemente con agua y jabón durante 20 segundos.
  • No toques tu cara.
  • Usa la mano no dominante para abrir puertas, oprimir botones y tocar cualquier superficie. Es menos probable que te lleves esa mano a la cara.

Antes de salir:

  • Recoge tu cabello.
  • Protege tu piel lo más posible.
  • Lleva guantes o pañuelos desechables y úsalos para  tocar superficies.
  • Lleva gel antibacterial de bolsillo.
  • Si vas a un lugar muy concurrido, ponte cubrebocas.

Al usar transporte público

  • Intenta llevar el dinero exacto para pagar.
  • No uses el celular en los trayectos.
  • Evita transitar en hora pico, es más difícil guardar distancia.
  • Intenta no sujetarte de tubos ni barandales.

En el auto

  • Lava tus manos antes de subirte al carro y al llegar.
  • Desinfecta áreas de más uso: volante, palanca de cambios, botones y manijas.
  • Si viajas en taxi, siéntate atrás, paga con el dinero exacto o cárgalo a una tarjeta si te es posible. 

En el trabajo

  • Desinfecta diariamente tu área de trabajo. 
  • Prefiere las escaleras al elevador, practica la sana distancia y no tocas los botones. 
  • Sugiere juntas o reuniones remotas.
  • Evita usar equipo de otros compañeros.

En el súper

  • Programa tus compras para ir lo menos posible.
  • Que vaya sólo un miembro de la familia. No lleves niños ni adultos mayores.
  • Desinfecta el carrito o la canasta que uses. Puedes llevar un atomizador con agua y cloro.
  • Evita productos a granel, prefiere empaquetados.
  • Guarda distancia en filas.
  • Aplica gel antibacterial al terminar tus compras.
  • Limpia los productos que compraste antes de guardarlos y lava frutas y verduras.

Al llegar a casa

  • Quítate los zapatos en la entrada.
  • Pon todo lo que traigas en una caja para limpiarlo.
  • Lava tus manos inmediatamente.
  • Si usaste guantes, tíralos.
  • Cámbiate de ropa y pon la sucia en una bolsa. Lávala lo antes posible.
  • Date un baño.

Comparte estas medidas con tu familia, hagan de ellas una rutina diaria. Y los fines de semana o tus días de descanso pásalos en casa. Detener el contagio es tarea de todos.

Editorial Coppel

Nuestro propósito es crear artículos interesantes y amenos que pueden ayudarte a que conozcas más sobre la familia, la educación, la salud, y el medio ambiente; cuestiones de historia, hogar, trabajo, ciudadanía y otros temas importantes para tu vida y la de tus familiares y amigos.
Leer mejora tu vida.
Nota: Las opiniones expresadas aquí son del autor y no necesariamente representan las opiniones de Coppel, su personal o colaboradores. El contenido de este sitio web tiene como propósito solamente de proveer información sobre temas de interés general.