Estilo de Vida

La importancia de una buena salud visual

por Betty Molina

Conoce cuáles son las razones por las cuales debes cuidar tus ojos más de lo que lo haces.


Siempre se le presta atención a la alimentación, el ejercicio y a mantener la mente tranquila pero no se suele dar la importancia necesaria a la salud visual. 

Los ojos son uno de los órganos más complejos y delicados de nuestro cuerpo, por lo que requieren del cuidado necesario para que funcionen correctamente. Por esta razón es que se recomienda al menos una revisión oftalmológica al año para mantener una buena salud visual.

En qué consiste la salud visual 

Para tener una buena salud visual es necesario incorporar buenos hábitos a la rutina diaria que van desde consumir los nutrientes necesarios, hasta la correcta hidratación de los ojos. 

Lo primero que hay que hacer es tener la precaución de incluir en la dieta diaria alimentos que aporten vitaminas A, C y E, minerales como el zinc y el selenio o los ácidos Omega 3. Todos estos nutrientes ayudan a prevenir el envejecimiento de los ojos y a fortalecer las retinas. 

Por otro lado, al igual que se mantiene la piel con cremas o emulsiones, se deben de incorporar gotas que hidraten los ojos. Sobre todo, cuando se pasan muchas horas frente a pantallas. Además, es fundamental ingerir la cantidad de agua que el cuerpo necesita. 

Más allá de todo esto es necesario hacerse un examen oftalmológico al año, por más que sintamos que los ojos no están fallando. La razón es que, con el transcurso del tiempo, se pueden identificar otras problemáticas que se pueden estar desarrollando en otras partes del cuerpo. 

También sirve para verificar el estado de los vasos sanguíneos, los nervios, defectos de la vista y afecciones comunes como el glaucoma, la degeneración macular que se relaciona con la edad o las cataratas.

Hábitos para cuidar tus ojos 

Hay varios hábitos saludables que pueden ayudarte a tener una mejor salud visual. Y, a decir verdad, no son muy difíciles de implementar; solamente hay que incorporarlos a la rutina diaria. 

1. Usa lentes de sol todos los días cuando estés por largos periodos al aire libre sin importar si está soleado o nublado. Los rayos UV dañan los ojos poco a poco.

2. ¡Nunca te talles los ojos! Mucho menos si sientes que tienes una ‘basurita’. Esto puede lastimar tu retina, causando daños en la córnea y el nervio óptico.

3. Presta especial atención a la iluminación del lugar en donde trabajes. No tienes que forzar la vista. Lo ideal es incorporar lentes de descanso. 

4. Evita estar todo el día frente a las pantallas. Hoy en día la mayoría de las actividades se desarrollan frente a dispositivos electrónicos que fatigan la vista. Lo que se recomienda es salir a caminar o a tomar un poco de aire para dejar que los ojos descansen. 

5. Intenta usar lentes de contacto solo cuando sea necesario. Si estás en tu casa lo ideal es que uses anteojos con marco, así no expones a tus ojos a posibles infecciones y daños.

6. Descansa la vista durmiendo al menos ocho horas diarias. Si, al igual que el resto del cuerpo, los ojos necesitan descansar para reponerse.

Utiliza lentes de buena calidad 

Los lentes con aumento y los de sol son bastante costosos. Pero, la realidad, es que es importante gastar dinero en ellos porque esta inversión puede evitar daños en los ojos. 

Al momento de comprarlo, hay que prestar especial atención a la calidad de los vidrios: tienen que estar diseñados para reflectar los rayos y evitar que lastimen los ojos. Ya que, unos cristales de mala calidad, lo único que hacen es potenciar los efectos negativos que tiene la luz del sol y las ondas de las pantallas en la retina. 

Para comprar los lentes adecuados, se recomienda dirigirse a una óptica y consultar con un especialista cuáles son los indicados. Esta ayuda servirá para seleccionar el modelo correcto, teniendo en cuenta tus necesidades y las indicaciones brindadas por el oftalmólogo.

Cuéntanos si este contenido ha mejorado tu vida

Nota: Las opiniones expresadas aquí son del autor y no necesariamente representan las opiniones de Coppel, su personal o sus colaboradores. El contenido de este sitio web tiene como propósito solamente de proveer información sobre temas de interés general.

LO MÁS LEÍDO
  • Así puedes salir del Buró de Crédito de una forma segura
    VER ARTÍCULO
  • Por ti, por los tuyos, ¡no bajes la guardia!
    VER ARTÍCULO
  • Buró de créditos gratis: cómo consultarlo
    VER ARTÍCULO