Ayuda sobre ruedas

Las lluvias que azotaron a principios de noviembre a Tabasco, Chiapas y Veracruz no sólo dejaron daños materiales en casas y negocios, también obstruyeron caminos, provocando que muchas personas quedaran varadas y sin posibilidad de trasladarse.

Al recibir reportes de colaboradores atrapados en un vado, Grupo Coppel de inmediato supo que tenía que ayudarlos, así que envió dos tráileres de carga para trasladarlos. 

“Al llegar a la zona, vimos que la necesidad era mucha, y decidimos trasladar no sólo a colaboradores sino a tantas personas como se pudo”, comentó Ysmael Cabrera, gerente administrativo de Coppel en la región Villahermosa. 

Para muchos este apoyo fue un gran alivio, pues les permitió ponerse a salvo y llegar a sus casas o trabajos de forma segura e incluso poder abastecerse de alimentos. 

“Algunas personas hasta se tomaron selfies en los tráileres y las subieron a las redes agradeciendo la ayuda”, contó Cabrera, quien formó parte del equipo que coordinó los traslados.

Ante la emergencia, Grupo Coppel puso en marcha su iniciativa “Unidos ante la tempestad”, mediante la cual ha contribuido con donaciones económicas y en especie en favor de los daminificados. Derivado de ella, dos autobuses de la empresa se pusieron a disposición de la comunidad con rutas diarias para continuar con las labores de traslado de los habitantes de distintas comunidades afectadas. Adicionalmente, se rentaron otras dos unidades para poder cubrir más zonas.

Los camiones fueron equipados para cumplir los protocolos de prevención ante el Covid-19: gel, cubrebocas y espacio suficiente para mantener la sana distancia. Se estableció una ruta constante hacia áreas de difícil acceso, de ida y regreso, y el servicio fue totalmente gratuito durante la semana más crítica de las inundaciones. La rutas eran utilizadas principalmente por personas que tenían que salir a trabajar.

“La empresa puso la renta, el combustible, el tiempo del chofer, porque la sociedad en general ocupaba un apoyo”, explicó Cabrera, quien lleva 16 años laborando en Grupo Coppel.

Muchos colaboradores de Grupo Coppel vivieron en carne propia las afectaciones. Afortunadamente, la ayuda comienza en casa y para ellos la empresa destinó un apoyo especial: mil 787 colaboradores recibieron tarjetas de despensa con un valor total de 1.4 millones de pesos. Además, aquellos que sufrieron daños considerables en sus viviendas recibirán un apoyo económico adicional acorde a cada situación.

Los niveles de agua bajaron, los caminos se reabrieron y la emergencia pasó, pero el apoyo recibido durante estos momentos difíciles, seguro se quedará en la memoria de muchos.

“Uno se llena de orgullo al ver que la sociedad responde agradecida y que nos dicen ‘gracias’, ese ‘ustedes sí nos ayudan’”, expresó Cabrera. “Recuerdo que también la gente de Protección Civil que estaba ahí en el vado se acercaba con nosotros agradeciéndonos”.

Aunque las lluvias cesaron, nuestros hermanos de Chiapas y Tabasco aún nos necesitan. Si quieres apoyarlos, súmate a la colecta de la Cruz Roja Mexicana en favor de estos Estados. Por cada peso que dones, Grupo Coppel donará otro. Tienes hasta el 21 de diciembre para hacer tu donativo en cualquier ventanilla o cajero de BanCoppel, o depositar a la cuenta 22000002597, CLABE: 137180220000025975.

¡Unidos somos más fuertes!

Después de la tempestad, viene la ayuda

Para muchos la lluvia es sinónimo de cosechas y pastos verdes, pero en el sur del país, donde las inundaciones llegan a superar los dos metros de agua, el panorama es tan devastador que en ocasiones la única esperanza llega a través de la ayuda.

Desde principios de noviembre, estados como Tabasco, Chiapas y Veracruz sufren una de las peores inundaciones en los últimos años, a causa de lluvias atípicas vinculadas con los frentes fríos 9 y 11, así como el desfogue de presas.

Según la Comisión Nacional de Protección Civil (CNPC) casi 59 mil viviendas han sido dañadas y más de 177 mil personas resultaron afectadas.

Ante esta situación, algunas empresas volcaron sus esfuerzos a apoyar, entre ellas Grupo Coppel, que como parte de su iniciativa Unidos ante la Tempestad realizó donaciones a la CNPC y a los DIF de Tabasco y Chiapas para la habilitación de cuatro albergues, entrega de despensas, así como la compra de kits de limpieza personal y artículos necesarios como utensilios y loza de cocina, parrillas, colchonetas y cobijas. 

Pero como aún hace falta mucha ayuda, desde el 21 de noviembre y hasta el 21 de diciembre, Grupo Coppel aportará un peso por cada peso donado a la campaña de la Cruz Roja Mexicana en favor de Chiapas y Tabasco. Para ser parte de este apoyo, sólo hay que acudir a cualquier ventanilla o cajero de BanCoppel, o depositar a la cuenta 22000002597, CLABE: 137180220000025975.

“Se siente una gran tristeza ver cómo se estropean las cosas que has comprado con tanto esfuerzo, ver el deterioro de tu domicilio es algo muy fuerte. El lugar donde mis hijos jugaban ya no existe”, comentó Luis Miguel Solís, localizador de inmuebles de la empresa en Villahermosa, cuyo hogar fue afectado por las inundaciones.

Debido al temor de perder lo que lograron salvaguardar, muchos habitantes se quedaron en sus casas, en zonas de difícil acceso y sin posibilidades de salir a buscar alimentos.

Por esta razón, la empresa puso en marcha a “La Llavecita”, una pequeña embarcación que desde el 2007 realiza traslados durante inundaciones en zonas de difícil acceso, en Tabasco. 

“Nos tocó llevar a un señor que ya tenía muchas horas esperando ‘raite’ de alguna lancha para poder ir a buscar sus alimentos. Si nosotros no hubiésemos pasado, se iba a tener que arriesgar a nadar y en ocasiones los tramos son de hasta 200 metros”, dijo Solís, de 35 años, uno de los operadores de la embarcación.

Del 9 al 15 de noviembre, la embarcación trasladó a alrededor de 50 personas diarias, principalmente en las colonias Gaviotas Sur y Río Viejo, donde el agua llegó a alcanzar tres metros, explicó Ysmael Cabrera, gerente administrativo de Coppel en la región Villahermosa.

“Había lanchas que pasaban y que hasta cobraban, ¡imagínate cobrarles a las personas en esta situación! Y nosotros llegábamos y se sorprendían de que los lleváramos, se ponían felices de vernos”, comentó Miguel Arias, auxiliar de piso de Coppel de 22 años, quien también estuvo a cargo de la embarcación. 

Si bien para finales de noviembre, la mayoría de las zonas urbanas de los estados afectados ya estaba libre de inundaciones, aún hay muchos poblados que requieren apoyo. 

“Hay mucha gente que no ha regresado a sus casas”, señaló Cabrera.

Súmate con tu donativo a la colecta de la Cruz Roja Mexicana en la campaña Unidos ante la Tempestad y lleva de la mano de Grupo Coppel un poco de alivio a estas comunidades necesitadas.

¿CÓMO AYUDAR?

Únete donando a la campaña de la Cruz Roja Mexicana en favor de Chiapas y Tabasco.

-Puedes hacerlo en cualquier ventanilla o cajero de BanCoppel.

-También puedes depositar a la cuenta 22000002597 de BanCoppel, CLABE: 137180220000025975.

* Grupo Coppel aportará un peso por cada peso donado.