¿Los niños han crecido y quieren pedalear contigo? Tips para elegir la primera bicicleta de tus hijos y enseñarles a andar

¡La emoción que da comprar la primera bicicleta para los hijos es única! No hay que dejarse ganar por la ansiedad, sino todo lo contrario. Es momento de tener en cuenta ciertos puntos claves para poder elegir la bici adecuada según su edad y estatura.

Encontrar la bicicleta adecuada no es fácil, por eso a continuación dejamos algunos tips para saber qué es lo que se tiene que tener en cuenta a la hora de elegir.

¿Cómo elegir el tamaño de la bicicleta?

La bicicleta no es una cosa que se puede comprar ‘un poco’ más grande para que le dure más tiempo a los niños. Es importante que tenga el tamaño adecuado para que se sientan cómodos y seguros y puedan manejar con total libertad. 

A la hora de hablar de bicicleta para niños es importante tener en cuenta el diámetro de las ruedas, ya que las proporciones van a estar determinadas por esa medida. Por lo general las bicicletas con ruedas de 12 pulgadas son para niños de 2 a 4 años o de 85 a 100 centímetros de alto, las de 14 pulgadas de 3 a 5 años o de 95 a 110 centímetros de alto, las de 16 pulgadas de 4 a 6 años o de 110 a 120 centímetros de alto, las de 18 pulgadas de 5 a 7 años, las de 20″ de 6 a 10 años o de 120 a 135 centímetros de alto, las de 24 pulgadas de 9 a 12 años o de 135 a 145 centímetros de alto y las de 26 pulgadas de 12 años en adelante.

Los datos anteriores solamente se tienen que tomar como referencia. Lo ideal es poder ir a ver la bici en persona para comprobar que el niño o la niña pueda sentarse en la silla y apoyar las puntas de los pies en el piso. Además, debe de tener suficiente espacio entre el tiro y el tubo superior al estar parado con ambos pies planos en el suelo, alcanzar el manubrio manteniendo los codos ligeramente flexionados para un buen control y alcanzar las palancas de los frenos del manubrio perfectamente y poder aplicar fuerza suficiente para accionarlos.

Otros puntos que se deben de tener en cuenta

Es crucial tener en cuenta el peso de las bicicletas para niños, para esto hay que conocer los materiales con están construidas. Lo ideal es que sean ligeras y que no pesen mucho para que las puedan mover fácilmente. 

Otro punto importante es tener siempre presente la seguridad de los pequeños. Para eso es importante comprar ciertos accesorios que se encarguen de mantenerlos protegidos en todo momento. Casco, rodilleras, coderas y el cubre cadena – que ayuda a evitar que la ropa del niño se enrede con la transmisión y provoque un accidente- son cuatro elementos fundamentales que no pueden faltar.

¿Cómo enseñar a montar una bici?

Enseñar a los niños a andar en bicicleta tiene que ser una experiencia amena que todos disfruten. Como ya lo mencionamos anteriormente, es sumamente importante, sobretodo a la hora de aprender, que la bici tenga el tamaño adecuado para que sienta seguridad a la hora de manejarla.

Hoy en día existen bicicletas sin rueditas que permiten que los niños vayan adquiriendo sentido del equilibrio y manejo del manubrio solos. Son una muy buena opción ya que se va adaptando a la evolución del niño y suelen durar más. 

En el caso de las bicis con rueditas, lo ideal es ir subiendo de a poco la altura de las mismas, muy sutilmente, para que los niños vayan aprendiendo de forma natural a hacer equilibrio. En el momento que veas que pedalea el mayor tiempo sobre las ruedas, es momento de sacarlas.

¡Hay que tener paciencia! Primero hay que llevarlos a un lugar adecuado en el que se sientan cómodos. Lo ideal es irlos acompañando de cerca hasta que solos quieran irse alejando un poco más. Es de suma importancia tener mucha paciencia y recordar que cada niño es diferente, por lo que no hay un tiempo estipulado para que aprendan a andar. Es crucial que sientan confianza y que disfruten de la actividad. 

Una vez que veas que ya se sienten cómodos andando, puedes ir ayudando a que salgan de su zona de confort elaborado circuitos o inventando juegos para que se anime a dar la vuelta, frenar y hasta, por qué no, hacer unos trucos. 

6 sitios para pasear en bicicleta en la Ciudad de México

Desde su invención, la bicicleta ha sido un medio de transporte ecológico, barato y saludable. Estas características han hecho de ella un excelente recurso de movilidad en las grandes urbes congestionadas. Pero su uso no solo nos permite movernos eficientemente de un lado a otro: montados en ella, podemos conocer lugares, mejorar nuestros hábitos de vida y, por supuesto, tener ratos de convivencia familiar.

Según cifras del Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática (INEGI), tan solo en la Ciudad de México, diariamente se realizan más de 100,000 viajes en bicicleta, de los cuales 57% son por motivos laborales. Pero como no todo es trabajo, cada vez son más los citadinos que aprovechan los fines de semana o vacaciones y salen a pasear en sus bicicletas.

La CDMX cuenta con varios espacios en los que andar en bicicleta es una experiencia muy agradable. Aquí te damos una lista con algunas opciones, así que ve tomando nota y alista tu casco

Lugares para pasear en bicicleta en la Ciudad de México

Bosque de Chapultepec

Uno de los parajes más antiguos del continente americano es el Bosque de Chapultepec, el cual te ofrece 160 hectáreas de extensión con áreas verdes en las que tendrás la oportunidad de pasear en bici. Pero no solo eso, también encontrarás conocimiento cultural, pues en él se ubican 12 recintos, entre museos y centros culturales, que harán de tu paseo una experiencia única.

Te recomendamos leer: 5 Lugares para acampar en México, muy cerca de la ciudad

Ciudad Universitaria

Otro lugar con excelentes condiciones para pasear en bicicleta es la máxima casa de estudios de la UNAM. Con más de 6 kilómetros de ciclopistas, esta opción resulta muy atractiva a niños y grandes.

Aquí encontrarás el Circuito Mario de la Cueva que forma parte de la red de ciclopistas universitarias. Por esta ruta, admirarás la Reserva Ecológica, pero te recomendamos ir un domingo, pues esos días en especial se cierra el paso a los automóviles, por lo que te sentirás en total libertad y sin riesgos de accidentes.

Parque Bicentenario

Esta es una de las nuevas opciones dentro de la Ciudad de México. Ubicado en la Alcaldía Azcapotzalco, el Parque Bicentenario cuenta con una gran ciclopista de 3.6 kilómetros que conecta con las cinco áreas temáticas del lugar. Un lugar ideal para andar en bicicleta con la familia. Este lugar, con una extensión de 50 hectáreas, es sumamente pacífico, limpio y seguro

Parque Ecológico Cuemanco-Xochimilco

Un lugar histórico es el Parque Ecológico Cuemanco-Xochimilco, una excelente opción en el sur de la CDMX. Su ciclopista cuenta con una extensión de 3.5 km y casi 5 metros de ancho. Solo debes considerar que el acceso tiene un costo aunque es simbólico.

Este espacio fue declarado como Patrimonio de la Humanidad el 11 de noviembre de 1987 por la UNESCO. Aquí puedes disfrutar de la naturaleza y especies animales como: el zanate, comadrejas, sapos y axolotes, un anfibio endémico en peligro de extinción.

Parque Nacional Los Dinamos

Este territorio es excelente para los amantes del ciclismo de montaña, ya que se encuentra ubicado en una zona natural llena de caminos irregulares y de tierra. Los expertos recomiendan ascender pedaleando hasta el cuarto dinamo y disfrutar de una bajada larga por atractivos senderos con obstáculos naturales.

Pocos saben que su nombre viene de cuando en la época Porfirista, se instalaron generadores de energía hidroeléctrica: la hormiga, la alpina, puente sierra, la Magdalena y Santa Teresa para abastecer fábricas textiles ubicadas en el perímetro de la alcaldías Magdalena Contreras y Álvaro Obregón.

Parque Naucalli

Si quieres conocer nuevos lugares, no hay como el Parque Naucalli. Este sitio que se encuentra en Naucalpan, Estado de México, cuenta con una pista de arcilla de 2,2 kilómetros. No es necesario llevar tu bici, ya que ahí te pueden rentar una.

Después de tu paseo, tendrás la oportunidad de acudir a las diversas actividades culturales, ya que cuenta con espacios dedicados a exposiciones y obras de teatro, además de la Casa de Cultura, en la cual se ofrecen varios talleres interesantes.

Te recomendamos leer: Las playas vírgenes de México que debes conocer

Conoce la CDMX en tu bicicleta

Estos 6 lugares dentro y fuera de la CDMX no solo te permitirán andar en bicicleta, pues también te ayudarán a conocer un poco más de los paisajes naturales y de su historia, además de pasar momentos sanos y divertidos con tu familia y amigos.

Si aún no cuentas con una bici, es hora de venir a Coppel, aprovechar tu crédito y llevarte la que más te guste. Y ¡no lo olvides! Nunca está de más que tomes las precauciones necesarias y cuentes con un equipo de seguridad y algunos accesorios como casco, rodilleras y coderas. Todo lo podrás encontrar en nuestro sitio web, ¡solo tienes que dar clic aquí!