Estilo de Vida

Técnicas de tejido para principiantes

por Misael Arturo

Aprende a tejer tus propias cosas. Suéteres, cobijas, bufandas y gorros, ¡todo un mundo de la mano del estambre y las agujas!


Antes tejer era cosa de abuelitas pero ahora es una actividad que cada vez más personas adoptan para pasar sus momentos de ocio. 

Puede parecer algo difícil de hacer, pero la realidad es que con un par de agujas, un estambre y voluntad de aprender todos pueden aprender a tejer.

Tejido para principiantes

No hay que dejarse sobrepasar por toda la información que hay en internet. Es importante elegir un tejido para principiantes para no frustrarse y poder seguir de principio a fin el proyecto que se elija. 

Tejer en tu hogar tiene que ser una actividad placentera, que te relaje y disfrutes. Es por eso que hay algunos pequeños tips que te pueden ayudar a iniciarte en este mundo de los ovillos y puntos. 

1.No hay que dejar que el estambre se enrede 

Tejer con una madeja de estambre enredado no es un buen plan. Lo mejor es estirarlo y enrollarlo sobre un cartón o hacer una madeja para evitar que esto suceda.

2. Aprende a tejer con las manos

Esta es una técnica que está muy de moda. Se necesitan estambres súper gruesos y grandes para poder tejer cobijas esponjosas para el invierno. Es una buena manera de aprender y entender cómo hacer los puntos antes de pasar a las agujas.

3. Nudo básico y cadena 

Son las dos primeras cosas que hay que aprender a hacer antes de empezar. Esto puede llevar un poco de tiempo y paciencia pero una vez que se tiene dominado facilita todo el proceso.

4. Haz una fila básica con dos agujas

Esta es la mejor manera de empezar a tejer. Es simple y sencillo. Esta técnica permite hacer bufanda, cuadrados para después unir y hacer una cobija y centros de mesa.

5. Diseños simples

Los primeros diseños tienen que ser proyectos simples y fáciles de lograr. No hay que elegir hacer un suéter súper complicado porque eso solamente va a generar frustración y ganas de abandonar. Lo mejor es comenzar de a poco y con el tiempo ir sumando dificultad.

Montado a la inglesa 

Esta técnica de montado es ideal para  principiantes ya que consiste en montar puntos en las agujas mientras se va tejiendo. Se comienza haciendo un nudo corredizo y después se procede a tejer el primer punto del borde sin sacarlo de la aguja izquierda y después hay que pasar el nuevo punto de la aguja derecha a la izquierda. Y así sucesivamente hasta lograr el largo deseado.

Empecemos con una bufanda

Lo primero que hay que hacer es escoger el punto, lo ideal es que sea reversible. Después hay que decidir el ancho y largo que se le va a querer dar. Ahora es momento de armar una muestra, lo recomendable es que mida mínimo 10 x 10 cm. Cuando esta esté lista hay que pesarla o desarmarla y medir el largo del estambre que se usó para poder calcular la cantidad de material que se necesita para lograr el ancho y largo que se desea. Ya con ese peso o medida solamente es cuestión de multiplicar por el tamaño que se quiere y listo. Lo ideal de este proceso es hacerlo con el estambre y punto que se va a usar para la bufanda, así los resultados son precisos.

¡Un paso muy importante es la elección del estambre! Lo aconsejable al empezar es exponer un estambre no tan esponjoso y de un solo color para poder ir viendo el desarrollo y poder detectar fácilmente los errores. Pero para proyectos futuros hay que considerar que los estambres muy llamativos son para piezas con pocos detalles y simples, mientras que los hilos más simples son perfectos para tejer piezas en donde se quieren resaltar algunos detalles y dar textura. Un estambre esponjoso no es recomendable si se quiere hacer un punto complejo, ya que no se va a lucir. También hay que tener en cuenta si se quiere o necesita que sea elástico o un poco más firme. Todo dependerá de la pieza que se quiere tejer. 

Una actividad para toda la familia

Tejer se puede convertir en una actividad que incluya a toda la familia. Es entretenido y es una manera diferente de mantener a los más pequeños de la familia alejados de la tecnología. Se pueden realizar proyectos en conjunto para que sea más divertido, como cuadros de colores para después unirlos y hacer una gran cobija. O quizás cada uno puede tejer su propia bufanda o, por qué no, organizar un intercambio de regalos. Puede ser un momento en el que se creen momentos inolvidables.

Cuéntanos si este contenido ha mejorado tu vida

Nota: Las opiniones expresadas aquí son del autor y no necesariamente representan las opiniones de Coppel, su personal o sus colaboradores. El contenido de este sitio web tiene como propósito solamente de proveer información sobre temas de interés general.

LO MÁS LEÍDO
  • Por ti, por los tuyos, ¡no bajes la guardia!
    VER ARTÍCULO
  • Así puedes salir del Buró de Crédito de una forma segura
    VER ARTÍCULO
  • ¿Cómo consultar el Buró de Crédito gratis online?
    VER ARTÍCULO